Acción/Relatos

Aspirar

01.07.Russolo.Dinamismo-dun

1. tr. Atraer el aire exterior a los pulmones.

2. tr. Originar una corriente de un fluido mediante la producción de una baja de presión.

3. tr. Pretender o desear algún empleo, dignidad u otra cosa. Aspira a una vida mejor.

4. tr. Fon. Pronunciar con aspiración.

5. tr. desus. Exhalar aromas.

6. tr. ant. inspirar (‖ infundir afectos, ideas, etc.).

7. intr. ant. Alentar, respirar.

Real Academia Española © Todos los derechos reservados

Aquel día era domingo, lo cual significaba que Elvira tenía que aspirar la casa. Llevaba esperando ese apacible día toda la semana. Se puso los cascos para escuchar sus canciones favoritas de Vainica Doble por encima del ensordecedor zumbido, y con la punta del pie encendió el gigantesco aspirador.

Aspiró la casa, empezando por la habitación de su hijo pequeño, la habitación de su hijo mayor, el cuarto de baño, su dormitorio, el pasillo, el salón, la cocina, y el recibidor. Aspiró su morada de cabo a rabo, pero no era suficiente.

Salió al rellano, y le pareció que la casa de su vecina estaba polvorienta y llena de mugre. Siempre se lo había parecido, así que decidió saldar una cuenta pendiente consigo misma, y también la aspiró. Como parecía que el cable de su enorme electrodoméstico no parecía tener fin, y su glotonería tampoco, Elvira decidió aspirar el ascensor, chirriante cacharro instalado en 1989, y que siempre había detestado. Aspiró el tramo de escaleras que subía hacía el cuarto piso, y también a un vecino que subía desde el segundo, escandalizado por el ruido. Los botones tintinearon al recorrer abruptamente el largo cuello del mastodóntico instrumento, pero Miguel Ángel se lo merecía: nunca pagaba las cuotas.

Elvira llegó al portal, mientras su pequeña bestia aspiradora engullía buzones, cuartos de calderas y felpudos. Ya en la calle, se giró y apuntó con el cabezal hacia el bloque de pisos, que fue aspirado con un poco de esfuerzo. Sólo quedaron algunos escombros, agrietados pero en absoluto polvorientos. Elvira reía y reía, y el aspirador tragaba y tragaba.

Tras absorber cuatro manzanas, diseñadas bajo la misma arquitectura feísta y pertenecientes a la misma promoción nunca habitada, el aspirador ya tenía el tamaño y la forma de un dragón, con su cuello ergonómico, sus fauces brillantes y rugientes, su cola interminable y su cuerpo caliente y lleno de polvo y desvergüenza. Montada a horcajadas sobre su carcasa, Elvira no podía parar. Tenía una misión. Volando sobre su aspirador, se dirigió a la urbanización de lujo. Aspiró a una quincena de mujeres del servicio doméstico que huían despavoridas, aspiró cuatro garitas de acceso ocupadas por cuatro vigilantes de seguridad, aspiró la casa del culpable de todo aquello, aspiró el parque decorado con incomprensibles juegos de diseño, artilugios que jamás utilizó niño alguno.

Elevando el vuelo, Elvira aspiró el nuevo edifico del ayuntamiento -¡era horrible!-, y de paso aspiró la circunvalación, aspiró dos centros comerciales, aspiró un millar de solares cautivos, aspiró trece sucursales bancarias y ciento dos bares de pésimo vino. Aspiró los cuatro montes colindantes a la ciudad, sus faldas herbáceas, su pétreo suelo, sus liebres desbocadas, sus lobos aullantes, sus merenderos incultos, sus cotos de caza distinguidos. Elvira aspiró los caminos milenarios, aspiró su propio delantal, aspiró su fracaso de vida.

Elvira aspiraba sin descanso, y su majestuoso dragón metálico engullía todo. El pavimento agrietado, las almas cansadas, los chubascos plomizos. Elvira aspiraba y aspiraba. Aspiraba a alcanzar la limpieza total, aspiraba a construir un mundo nuevo sobre aquel lienzo de irregular color blanco pero de impecable esperanza aún no escrita.

Imagen: Dinamismo de un automóvil (Luigi Russolo)

 © 2014 Álvaro Ramírez Calvo. Todos los derechos reservados.

Anuncios

Sapere aude!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s